jueves, 13 de diciembre de 2007

¡Pero que contento estoy!

Sigo aquí, autociomplaciéndome (aunque de un modo casto y con las dos manos sobre el teclado), mirando Urnas de Jade en la estantería y pensando: ¡Vaya pedazo de tocho que he escrito! Lo tengo desde ayer, cuando los buenos señores de correos tuvieron a bien dejarme la notificación de su llegada. Uno en la estantería, como he dicho, y los otros todavía en una caja. Si no me siento demasiado vago, esta tarde mandaré unos cuantos a ciertas personas.

El resto (si es que queda alguien más que le interese) tendrá que esperar algo más. Estar, está en distribución, pero eso viene a ser un limbo igual que decir que no está en ninguna parte, ni lo tiene el editor, ni en la imprenta ni en las tiendas. En una o dos semanas a lo sumo empezará a aparecer en los estantes (espero) y en las tiendas de intersnete. Y antes de eso le haré una foto y la colgaré a los pies de esta entrada.

Aparte de eso, poco que contar. Estoy escribiendo, como no, y es fantasía, claro. Pero no medieval. Es... otra cosa. Más cerca de Gaiman que de Tolkien. Y he terminado el relato que presentaré al TDL de este año en sedice.com. También me he puesto a maquetar una "cosilla" de mi buen amigo Meliot que espero veamos en papel no tardando mucho. Porque entrar en el espacio que le han ofrecido, entra. Por mis muertos.


Un saludo a todos.

Espero escribir más a menudo, pero no doy a basto.


Y es bastante más grueso de lo que parece.

4 comentarios:

Jose Miguel Vilar dijo...

bueno, ya tengo un regalo para hacerme a mi mismo en Navidad ;-)

Anónimo dijo...

Norabuena, tío. Lo leeré con gusto.

Mariano Villarreal

Alex dijo...

Como mola!!

ch3p3 dijo...

No me digas que tienes libros para regalar...
Me encantaría hacerme con uno, pero creo que la distancia es una gran barrera.
De todos modos te felicito compañero.
Ya sabes que estoy listo para revisar todo lo que escribas.